Tecnología todo en uno para monitoreo de riego y sanidad de las plantas

Tecnología todo en uno para monitoreo de riego y sanidad de las plantas

Con mediciones directas basadas en los cultivos, que son relevantes para su operación y su microclima

Los avances tecnológicos en la electrónica y el desarrollo de sensores han creado la posibilidad de sistemas productivos que consideren la variabilidad natural de la producción en los huertos. De esta manera las Tecnologías de la Información hoy suplen la falta de información para tomar decisiones a la hora de hacer labores, procesando e interpretando datos que contribuyen a optimizar los procesos de producción agrícola.

¿Le gustaría contar con una herramienta de monitoreo climático y de cultivos que le ayude a hacer un plan de riego ajustado a las necesidades de su predio?

Precisamente, para gestionar el riego y la sanidad de las plantas, fue diseñado Arable Mark 2, uno de los productos más solicitados del stock de Solen, empresa dedicada a la importación, y distribución de equipamiento científico de alta precisión orientado a la investigación y productividad en el área agrícola. Sus clientes, principalmente, corresponden a Universidades y Centros de Investigación, quienes se dedican 100% a la mejora de los sistemas productivos, en medio de la inestabilidad climática actual.

Frente a este escenario, Arable Mark 2 brinda una solución ajustada a las necesidades de los agricultores, ya que este dispositivo que sintetiza datos climáticos y de cultivos para obtener información práctica en todas las condiciones de cultivo. Mediante un conjunto completo de sensores, ofrece más de 40 parámetros climáticos y de plantas, incluyendo temperatura, humedad, radiación solar a presión, precipitación, evapotranspiración diaria (ETc), índice de clorofila, NDVI , entre otros datos; con los cuales se pueden determinar puntos de estrés para las plantas, humedad superficial del campo y dimensiones del cultivo.

Todo en uno

La agrónoma Carolina Arias, gerente comercial de Solen, explicó que “al obtener con un solo instrumento esta cantidad de datos en la plataforma podemos acotar a la información que el agricultor requiere; por ejemplo, si estamos cerca de cosecha de carozos podemos determinar grados día de la planta y poder a su vez determinar un plan de cosecha.”

Señaló  además que en temporada de riego “se pueden determinar láminas de riego, las que van a estar destinadas a reponer solo lo que la planta está necesitando para seguir con su proceso, cambiando las planificaciones de riego en función a los requerimientos de la planta y no de las determinaciones de los calendarios, como por ejemplo: cada 3 días regar 3 horas cada cuartel versus riego entre 5 a 7 días, 3 horas por cuartel.”

Una de las principales ventajas de contar con esta herramienta es que los datos meteorológicos observados capturados desde el Arable Mark 2 se combinan con datos históricos para proporcionar pronósticos puntuales, un algoritmo de aprendizaje automático único para una mayor precisión.También, es factible obtener predicciones por hora y por día con hasta 30 horas o 10 días de anticipación con una reducción del 25% en los errores.

El agricultor puede acceder fácilmente a sus datos de campo en tiempo real a través de dispositivos móviles, web y con la plataforma de software intuitiva y fácil de usar de Arable. Este aparato se puede conectar a la  red global de Arable integrada por  30 sitios de validación de calibración que cubre 12 zonas climáticas para mejorar el pronóstico de puntos proporcionando datos precisos y confiables que se adapten a sus condiciones.

Otra ventaja del equipo es su fácil instalación. Debe ubicarse sobre el cultivo, entre 50 a 100 centímetros sobre la canopia, en un poste que puede ser transportable, o puede dejarse de manera continua para que tome datos. El equipo no posee partes móviles por lo tanto su mantención es nula.

En caso de requerirse,Solen además cuenta con un servicio técnico especializado en las marcas distribuidas y representadas.

Costos de inversión

Cada vez son más los agricultores que optan por estas tecnologías en consideración al ahorro en tiempo, dinero y optimización de recursos naturales mediante una toma de decisiones informada, que puede ser supervisada de forma remota desde su dispositivo móvil

Con respecto a los costos de inversiónen este sistema de monitoreo,Carolina Arias, gerente comercial de Solen, indicó quecada sensor más el software tienen un costo de $1.700.000 más IVA, y que dependiendo de la naturaleza del campo, vale decir más, si es homogéneo o heterogéneo, la inversión se basará en la cantidad de sensores a disponer en el campo. No obstante, cada sensor tiene una cobertura aproximada de 1 a 3 hectáreas, según homogeneidad.

Finalmente, en cuanto al retorno de la inversión en esta tecnología, estimó que aproximadamente, éste se obtiene en la segunda temporada de cosecha, teniendo en cuenta que fuera una cosecha muy mala, y de baja productividad”, precisó.

Deja una respuesta